Iniciar el día con las mejores intenciones no basta para que cumplas con los objetivos que te propones para cada día, por lo que es importante que sigas un plan que te permita ser más productivo Iniciar el día con las mejores intenciones no basta para que cumplas con los objetivos que te propones para cada día, por lo que es importante que sigas un plan que te permita ser más productivo

Aumenta tu productividad con este plan de 18 minutos

En el libro: “18 minutos: Encuentra tu enfoque, domina la distracción y haz las cosas correctas”, el autor Peter Bregman dice que el secreto para administrar efectivamente tu tiempo, es crear un ritual que se siga, sin importar qué ocurra

MÉXICO.- Iniciar el día con las mejores intenciones no basta para que cumplas con los objetivos que te propones para cada día, por lo que es importante que sigas un plan que te permita ser más productivo.

En el libro: “18 minutos: Encuentra tu enfoque, domina la distracción y haz las cosas correctas”, el autor Peter Bregman dice que el secreto para administrar efectivamente tu tiempo, es crear un ritual que se siga, sin importar qué ocurra.

Este proceso requiere que inviertas cada día 18 minutos de tu tiempo, de acuerdo con la revista Entrepreneur, y aquí te compartimos cuáles son los pasos que debes seguir.

1.- Planea

Antes de que comiences tu día o revises tu celular, siéntate con una hoja en blanco y escribe las tareas que harán exitosa esa jornada de trabajo. Posteriormente en un calendario agenda tus planes a horas determinadas.

2.- Enfócate de nuevo 

Una alarma en tu celular o computadora puede ayudarte para que cada hora durante tu día de trabajo, te tomes un minuto para preguntarte si la última hora la utilizaste de manera productiva. El autor Bregman sugiere que este ritual te ayudará a volver al camino si te distrajiste por algún momento.

3.- Revisa

Cuando termine tu día, será momento de que revises qué funcionó, en qué te enfocaste más y cuándo te distrajiste.

Según la revista Entrepreneur, éste es un buen momento para preguntarte si conseguiste lo que esperabas o si hay algo que puedas mejorar al siguiente día.

Un tip, es que si hiciste muchas cosas durante la mañana, pero tuviste problemas para concentrarte por la tarde, deberías agendar el trabajo que necesita mayor concentración lo más temprano posible. Las tareas más sencillas las puedes realizar durante la tarde.

Noticias Relacionadas

TE PUEDE INTERESAR

MÁS NOTICIAS

MÁS NOTICIAS