Una tarjeta de crédito puede ser tu aliado en momentos en los que no dispones de dinero para tener recursos y comprar algún bien, pero es necesario tener en cuenta que sólo se trata de dinero prestado Una tarjeta de crédito puede ser tu aliado en momentos en los que no dispones de dinero para tener recursos y comprar algún bien, pero es necesario tener en cuenta que sólo se trata de dinero prestado

7 tips para no gastar de más con tu tarjeta de crédito

De acuerdo con cifras de Resuelve tu Deuda, una firma reparadora de crédito, los mexicanos suelen endeudarse 10 veces más que sus ingresos y la edad promedio de los más deudores es de 48 años

MÉXICO.- Una tarjeta de crédito puede ser tu aliado en momentos en los que no dispones de dinero para tener recursos y comprar algún bien, pero es necesario tener en cuenta que sólo se trata de dinero prestado.

De acuerdo con cifras de Resuelve tu Deuda, una firma reparadora de crédito, los mexicanos suelen endeudarse 10 veces más que sus ingresos y la edad promedio de los más deudores es de 48 años.

Por ello es importante tener una buena salud financiera y utilizar las tarjetas de crédito como se debe, es decir, considerar que lo que se adquiera con ella, es un préstamo que pronto debes liquidar o tendrás que pagar más intereses.


Para evitar un endeudamiento mayor, Rastreator, la plataforma comparadora de seguros, brinda estos 7 consejos.

1.- Evita pagar el mínimo

Los pagos mínimos suelen llevarte a un endeudamiento mayor, mientras que existen los pagos para no generar intereses, que implica liquidar todo lo que gastaste antes de la fecha de corte, a menos que hayas hecho un pago a meses sin intereses.

Elige siempre pagar la deuda completa, de tal manera que cuando necesites adquirir algo, lo hagas como si fuera un adelanto del salario que recibirás posteriormente.

2.- Paga antes de tu fecha límite de pago

Según Rastreator debes tener presente un concepto importante que se conoce como fecha de corte, que es el último día en el que el banco registra las compras que realizaste con la tarjeta, después de lo cual tienes 20 días para cubrir la deuda, pero pon atención, pues si te pasas de la fecha límite, te generarán intereses.

3.- Usa tu tarjeta para compras mayores

Las pequeñas compras como café, comida y cine, entre otros, aumentarán tu cantidad de deuda cuando sea la fecha de corte, porque aunque son gastos hormiga, se acumulan y ni siquiera te das cuenta.

Es importante que utilices la tarjeta para compras de bienes mayores y que tengan un periodo de vida mayor, como podría ser una computadora, un refrigerador, una televisión o computadora. Este tipo de artículos generalmente te brindan la opción de comprar a meses sin intereses.

Antes de que elijas esta opción de pago fraccionado, analiza tu presupuesto y calcula todos los gastos fijos que tienes para determinar tu capacidad de endeudamiento.

4.- Conoce tu capacidad de endeudamiento

Rastreator afirma que algunos especialistas sugieren que en un papel o una hoja de Excel se escriban los ingresos totales mensuales y los gastos fijos que se asumen cada mes como el pago de la renta, transporte y educación, entre otras cosas.

Al monto de ingresos se le debe restar los gastos fijos y el resultado seá considerado el ingreso neto.

Una vez que conozcas este resultado, lo multiplicas por 35% y la cantidad que resulte es lo máximo que tienes para endeudarte, así tendrás una idea si puedes pagar a plazos por algún artículo que desees.

5.- Ten un máximo de dos tarjetas de crédito

Tener varias tarjetas está bien, siempre y cuando sepas administrarlas. Especialmente las tarjetas pueden ayudarte a financiar alguna emergencia.

De acuerdo con Rastreator muchos de los errores cometidos por los usuarios es que utilizan las tarjetas de manera indistinta y realizan cualquier tipo de pago, como un café.

Otro de los errores que se cometen es adquirir una tarjeta de crédito para saldar una cuenta de otra tarjeta. Hacer esto podría provocar que la deuda se incremente, ya que algunas personas olvidan que las tarjetas tienen intereses que incluso pueden llegar a superar las de una hipoteca.

6.- Llevar dinero en efectivo

Una de las formas de evitar tentaciones y hacer compras sin sentido es llevar efectivo en la cartera, ya que es más complicado liquidar pagos en alguna tienda con dinero físico, que con tarjetas, ya que este último no se siente como tal.

7.- Determina un límite de uso

Limita el uso de tu plástica hasta una cantidad determinada, pues así previenes gastar de más.

Una forma en la que puedes determinar un límite es revisar tu estado de cuenta o verificar frecuentemente su aplicación en el banco, ya que ahí conocerás los movimientos que has realizado con tu tarjeta.

Noticias Relacionadas

TE PUEDE INTERESAR

MÁS NOTICIAS

MÁS NOTICIAS