En ocasiones, los emprendedores únicamente fijan un precio o miran el de sus competidores esperando sea aceptado por los clientes; pero sin un plan. En ocasiones, los emprendedores únicamente fijan un precio o miran el de sus competidores esperando sea aceptado por los clientes; pero sin un plan.

3 estrategias de marketing de precios para ganar más clientes

Para fijar los nuevos valores del mercado, existe distintas estrategias, desde aquellos que descubren las nuevas tendencias, hasta los que observan a la competencia; pero existen estrategias de marketing que te permitirán establecer un precio.

MÉXICO.- Los emprendedores exitosos se mueven tan rápido para llegar a la próxima tendencia y fijar el nuevo precio en el mercado que, en ocasiones, parece arte de magia cómo se adopta por parte de los consumidores; pero, la pandemia demostró que la demanda de ciertos productos aumentó y en otros sectores, se disminuyó de forma significativa. 

En ocasiones, los emprendedores únicamente fijan un precio o miran el de sus competidores, o bien, adoptan el enfoque “Goldilock” (ni demasiado alto, ni demasiado bajo), o calculan sus costes, agregando un margen deseado; pero, en un artículo de Entrepreneur se señala que, aunque la idea de observar a la competencia es común, existe otra forma para calcular el valor de tu producto o servicio y que te resultará rentable. 

Estrategias de marketing para aumentar precios.

1.- Precio basado en una comparación de “valor real”.

En esta estrategia buscas crear una relación entre los resultados y el valor total de un producto o servicio, por ejemplo, si vendes un curso de ejercicio intensivo que promete bajar cierta cantidad de peso en una fracción de tiempo determinada.

En este punto, puedes hablar con los clientes potenciales sobre cómo valorarían el producto que, una vez de resultados, puede establecerse en el mercado. Así, puedes establecer un valor real para tu producto, visto a través de los ojos de tu mercado objetivo; ahora, el precio que decides cobrar por tu curso, representa una pequeña fracción de su valor real; pero, es probable que sea más alto.

Una estrategia que utilizan en las campañas de marketing: ¿perder 100 libras y poder jugar con tu hijo sin sentir que te falta el aire, vale $200 dólares? ¡Por supuesto!. Al crear esta relación del precio con el valor real, hará que tu precio parezca bajo porque el valor que ofreces es mayor.

2.- Estrategia del micro-precio.

Si dispones de la opción de comprar un producto o un paquete en un precio determinado, la opción de dividirlo puede ser ideal.

Por ejemplo, al comprar una botella de forma individual, su precio puede resultarte más costoso que si la compras en un grupo de seis; pero, si no conoces la marca y esperas probar algo diferente, comprar una sola botella puede resultarte mejor, ya que gastar $80 pesos por un producto desconocido, te resultaría mejor que comprar 6 en $600.

Para los clientes primerizos, esta resulta ser una estrategia excelente, ya que reduce su miedo a tomar una decisión incorrecta, ya que te brinda la oportunidad de dar una primera experiencia para que el cliente se quede con las ganas de más.

3.- Utiliza “precios Premium” para hacer descuentos.

Esta es una estrategia que puede ser contraproducente, ya que muchas personas la implementan con el objetivo de inflar un precio superior, que nadie pagaría, y luego ofrecer un descuento “generoso”, que termina siendo el precio que esperarían pagar.

No obstante, esta estrategia funciona, razón por la cual, muchas personas y tiendas grandes lo hacen, ya que se trata de una poderosa estrategia de precios. 

En esta estrategia, obtienes muchos clientes en la puerta; pero, una recomendación: no uses dicha estrategia con mucha frecuencia, ya que, efectivamente, condicionas a tus consumidores para que nunca esperen pagar el precio completo.
 

Noticias Relacionadas

TE PUEDE INTERESAR

MÁS NOTICIAS

MÁS NOTICIAS