¿Ser aval te puede generar problemas?, aquí te explicamos tus responsabilidades en caso de serlo

Es importante que consideres si debes ser o no el aval de alguna persona que te lo solicite, y si te preguntas si un embargo es posible, debes saber que sí, efectivamente es posible

MÉXICO.- Un aval es legalmente una persona física o moral que asegura que el préstamo de quien lo solicita será pagado, o en caso contrario, la deuda pasa a tu nombre y tienes obligación de saldarla.

Por ello es importante que consideres si debes ser o no el aval de alguna persona que te lo solicite, y si te preguntas si un embargo es posible, debes saber que sí, efectivamente es posible.

La Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios y Servicios Financieros (Condusef), señala que el embargo puede ser por ejemplo, parte de tu salario, si así lo determina un juez.

Además, otro de los efectos de ser aval de una persona que no cubrió su adeudo, es que puedes ser reportado ante el Buró de Crédito, con lo que tu historial crediticio será negativo.

¿Qué hacer?
Lo más indicado, según la Condusef, es conocer lo más posible sobre la persona que te pide que seas su aval. Verifica y asegúrate de que sea una persona responsable y formal.

También puedes preguntar por el tipo de crédito que desea contratar y toma en cuenta que la deuda podría llegar a ser tuya en caso de que no pague.

Debes estar seguro de que los ingresos de la persona que desea solicitar el crédito, sean estables.

¿Qué hacer si ya no quieres ser aval?

En este caso existe la posibilidad de que renuncies a seguir siendo el aval, pero la única figura encargada de autorizar este cambio es la institución que otorgó el préstamo o crédito.

Así que antes de aceptar ser aval la próxima vez que te lo pidan, analiza todos los aspectos que necesitas para convertirte en uno, ya que debes tener presente que en algún momento puedes poner en riesgo tu patrimonio y el de tu familia.

Noticias Relacionadas

MÁS NOTICIAS

MÁS NOTICIAS